29 sept. 2011

¿Quiénes somos?

Somos un grupo de estudiantes de Ciudad Real que se han visto en la necesidad de unirse con el fin de organizar una respuesta a los continuos ataques que viene recibiendo la educación pública superando la tradicional apatía, conformismo y resignación característica de los campus, institutos y centros educativos de la provincia; y formar una nueva plataforma reivindicativa que organice movilizaciones en respuesta a las medidas neoliberales que pretenden liquidar lo que queda de educación pública.

En los últimos años los estudiantes y las clases populares venimos enfrentando un panorama aciago. Inmersos en una profunda crisis capitalista los centros de poder han encontrado en esta una excusa perfecta para llevar a cabo las reformas que han deseado llevar a cabo desde hace años. Se ha llevado a cabo una intensa campaña propagandística desde los medios de comunicación con el fin de calificar los servicios públicos como sinónimo de ineficiencia, gasto desproporcionado y funcionarios indolentes, mientras todos hemos observado como la banca privada se hundía fruto de su actividad especulativa financiera y eran los gobiernos los que inyectaban dinero y aprobaban planes de rescate millonarios para salvar a la banca. En esta última crisis el capitalismo internacional tiene como objetivo cambiar sus resortes organizativos y acabar con el llamado “Estado del Bienestar” mediante continuos recortes sociales, privatización del sector público, recortes de libertades y derechos laborales apostando por un modelo económico de capitalismo rapaz y explotador que asegure a día de hoy los intereses de la oligarquía nacional y europea.

La educación no ha sido por supuesto ajena en este proceso, hemos visto como se han impuesto medidas tendentes a la mercantilización de la educación a un paso galopante. En los años posteriores sufrimos la aplicación de la LOE, que entre otras cosas, declaraba como “no gratuita” la educación de los menores de entre 0 y 3 años a la vez que reforzaba la financiación de los centros “concertados” privados con fondos públicos y mantenía el papel de la iglesia católica en el programa de estudios de la educación pública. Posteriormente en el plano universitario en los años pasados se produjo la implantación del “Plan Bolonia” que suponía la reestructuración de la educación universitaria al servicio de los intereses de la oligarquía europea, este proceso fue aplicado en la universidad española a sangre y fuego en un contexto de movilizaciones generalizadas y luchas estudiantiles intensas que los centros de poder acallaron con una brutal represión, como se pudo comprobar en las movilizaciones de Barcelona del año 2009. Hoy la nueva arremetida del capital en contra de la universidad pública se enmarca dentro de la llamada Estrategia Universitaria 2015, cuyo objetivo es avanzar en el proceso de mercantilización de la educación mediante la penetración de las empresas privadas en el seno de la universidad pública, llegando a abrir oficinas en ellas y en el aumento de su influencia a través del “Consejo Social”. Esto dará poder a las corporaciones para influir en el diseño de los planes de estudios y así, orientar la educación exclusivamente a los intereses del mercado. 

Recientemente estamos viendo la aplicación de recortes en la educación pública en Comunidades Autónomas como Madrid y Castilla-La Mancha con medidas tales como el despido de miles de profesores interinos, el aumento súbito de horas lectivas a cada profesor, el recorte de medios a las escuelas con la eliminación de programas de educación especial y escuelas bilingües que afectan no sólo al conjunto de los docentes, sino también al conjunto de los estudiantes, pues el resultado de estas medidas es una educación pública con una calidad más ínfima aún.

Todas las medidas señaladas actualmente responden una vez más al interés del capitalismo en su etapa actual completamente salvaje y reaccionaria.  El capitalismo con estas medidas concibe la educación no como un modo de favorecer el desarrollo humano y social de las personas, sino como una fábrica de formación de esclavos dóciles e ignorantes que estén dispuestos a integrarse mansamente en el mercado de trabajo y en las relaciones laborales, cada vez más regresivas sin elevar la voz. Estas medidas también tienden de una manera clara a la elitización de la educación ya sea mediante el progresivo empeoramiento de la enseñanza pública, (a la vez que se promociona la enseñanza privada con fondos públicos y se mantiene la influencia ideológica reaccionaria de la iglesia católica en los centro públicos) y con la interposición de obstáculos que impiden a numerosos estudiantes procedentes de las clases más desfavorecidas promocionar en la educación pública, ya sea por la reducción y supresión de becas y ayudas, la imposición de clases presenciales que impiden a los alumnos compaginar estudios y trabajo, la obligación de cursar costosos masters para poder acceder a un trabajo tras terminar la carrera. Todo esto tiene como objetivo volver a concebir la educación superior como privilegio exclusivo de las clases pudientes mientras que los estudiantes procedentes de las clases populares y trabajadoras se contentarán con formarse como herramienta del proceso productivo y competir en el mercado laboral para conseguir un puesto de esclavo asalariado.

El Colectivo Estudiantil de Ciudad Real es un colectivo de estudiantes procedentes de distintas corrientes de la izquierda sin una categorización ideológica definida pero siempre desde una perspectiva anticapitalista, ecologista, antifascista y antisexista. El modelo organizativo del colectivo es asambleario siendo por tanto la asamblea el órgano principal donde se toman las decisiones. Somos totalmente independientes de cualquier organización política, no obstante estamos abiertos a colaborar con diversas organizaciones y movimientos sociales afines en todas las luchas que se emprendan. Nuestra misión es acabar con el habitual ambiente de apatía e inoperancia en los centros educativos de Ciudad Real y ayudar a la formación de un movimiento estudiantil amplio y combativo, que de voz a las aspiraciones y reivindicaciones del estudiantado de Ciudad Real.

Nuestros objetivos principales son:

- La lucha contra la mercantilización de la educación y la penetración de empresas privadas en la educación pública.

- La lucha contra la privatización de la educación pública y la financiación de la enseñanza privada con fondos públicos.

-  La lucha contra los recortes por una enseñanza pública de calidad.

- En sí, luchamos por una educación pública, de calidad, científica, laica, democrática y gratuita. Una educación que esté al servicio de los intereses de la amplia mayoría de la población trabajadora y no de una ínfima minoría, que la educación ayude a formar al alumno como ser social y no como mero instrumento de producción, que no haya cabida en la educación pública para las religiones y que se asegure la participación de los jóvenes en la vida educativa y se tomen en cuenta sus intereses al tomarse decisiones por los órganos dirigentes de centros y facultades.

En definitiva, los estudiantes estamos enfrentando actualmente un ataque brutal de los poderes económicos que solo vamos a poder derrotar mediante la lucha y no sólo mediante la simple resignación.

“Si el presente es de lucha el futuro es nuestro”

Colectivo Estudiantil de Ciudad Real

3 comentarios:

  1. SEGUID ASÍ. MUCHO ÁNIMO CHIC@S!!

    ResponderEliminar
  2. ¿Y quién se supone que os a elegido para representarnos (a los estudiantes)?

    ResponderEliminar
  3. Alguien tendrá que hacerlo no? O lo vas a hacer tú? AH NO! Que estas bajo anonimato...

    ResponderEliminar